13 respuestas a “Liter(h)artura

  1. Linda anécdota (si lo es).
    Recomendación: Usa la raya (—), no el guion (-). Normalmente es más profesional el hecho de usar la raya.
    Y te digo que me ha gustado tu escrito, te seguiré y veré cómo sigues escribiendo. Saludos, y espero que la fantasía te ahogue.

    1. Gracias, Sebastián :). También por tu recomendación. Soy consciente de que el uso del guion es incorrecto, pero con mi ordenador actual me resulta del todo imposible usar la raya. Saludos y gracias de nuevo por pasarte.

    1. ¡Gracias, Ana! Me alegro de que te haya gustado y de que te haya hecho recordar, porque los recuerdos, aun cuando duelen, son una parte de nosotros tan verdadera como lo que vemos con nuestros propios ojos. Gracias por leer :).

  2. Una vez le dije a una chica que podía vivir sin ella, pero que no quería. Porque nunca he creído en amores que atan, si no en amores que suman. Pero no siempre todo marida ni cualquier cosa vale. A veces lo mejor es un adiós sonriendo, en lugar de un para siempre entre lágrimas. O eso opino yo.
    Besos
    Fer

  3. Te felicito por aquel tiempo —tú dices por entonces— en el que “eras toda una experta en convertirlo casi todo en sonrisas: el sueño, la decepción, la rabia…”. Espero y deseo que, en este tiempo “en el de hoy”, aún sigas siendo aquella experta, corregida y aumentada, porque no creo que haya nada más bonito en la esencia de una persona que ser una eterna fuente de sonrisas… Celebraría que ninguna fuerza en esta vida, por oscura que pueda ser, te arrebate nunca ese flujo de divinidad.

  4. Buenisimo!!! Confieso que me pareció familiar, como que si me hubiera ocurrido algo asi.. pero con la ultima parte lloré! DEFINITIVAMENTE HERMOSO ☺
    Antes de que se fuera, y un poco antes de que el invierno volviera a ser tan frío como se supone que debe de ser, intercalé una hache entre la erre y la a de su palabra inventada.

    —Nunca he soportado tus faltas de ortografía —murmuré desabrochándome su camisa vieja, mi pijama improvisado menos favorito.

    —Y yo nunca he soportado que te importe más una coma, que el libro entero —me respondió cazando su camisa al vuelo.

    Y nos sonreímos. Y se fue. Y nos fuimos.

Deja unas palabritas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s